Técnico y futbolista han repasado la actual situación del Valencia tanto en Liga como en Copa del Rey. Después de perder contra el Real Madrid y de ganar por la mínima al Ebro, las críticas continúan acechando al club ché. Sin embargo, Marcelino sigue confiado en darle la vuelta a esta situación anormal del conjunto valencianista. Eso sí, el asturiano también ha querido advertir a algunos de sus hombres tras el flojo partido en la copa de su Majestad. Mientras, el delantero internacional con España ha analizado la falta de efectividad que está teniendo el equipo, así como su preocupación por marcar.

En ese sentido, a Rodrigo Moreno no le inquieta su cifra de goles este año: “No me obsesiona, pero sí queremos que acabe esta situación y empecemos a marcar más”. Hay que recordar que cuando fichó por el Valencia se mantuvo esa primera temporada anotando muy pocos tantos. Después, mejoró hasta el punto de ser llamado con la Selección Española y firmar una campaña fabulosa de cara a puerta. Fue protagonista de la clasificación del equipo para Champions.

Rodrigo es un futbolista efectivo, pero que también genera mucho juego para el grupo en la zona ofensiva (sea partiendo de banda o como nueve puro). Así, sus prestaciones le convirtieron en uno de los mejores atacantes de España. Ahora, no está teniendo su mejor rendimiento, pero es cuestión de partidos que recupere su gran forma. De momento, piensa en poder seguir ayudando al Valencia en su próximo encuentro de Liga ante el Sevilla.

“Estoy trabajando mucho con el recuperador y con el equipo. La idea es intentar llegar, ya que es un partido muy importante por la trayectoria que llevamos. No sería la primera vez que juego con molestias. Pero es complicado hacerlo sin dolor”, admite el delantero.

Por último y respecto a Marcelino, el hispano-brasileño ha asegurado que están “a muerte” con él. Precisamente, el entrenador ha hecho su valoración del último partido de los chés. Ha reconocido “un primer tiempo muy flojo” del Valencia, “cómodo, pero sin profundidad”. “No es para sentirse satisfecho lo que hemos demostrado hoy a los más de 20.000 aficionados”, ha aclarado el asturiano. Tras el descanso, su equipo mejoró en “velocidad y ritmo”, también en ocasiones.

Pero la pitada final de Mestalla fue reveladora. Así que Marcelino ha querido advertir a sus jugadores:

Se nos debe exigir mucho más. Me hubiera gustado presenciar otro partido. Cada encuentro es una exposición pública de tu capacidad y rendimiento. Esa es la mentalidad”

(Crédito editorial: Christian Bertrand / Shutterstock.com)

Share This